aprendizaje digital

aprendizaje digital

La formación digital se define como cualquier tipo de actividad de aprendizaje compatible con la tecnología. Una definición muy amplia, lo cual es bueno. No tenemos que restringir nuestras percepciones y el uso del aprendizaje digital a una sola actividad (como el eLearning). De hecho, es todo lo contrario. Las organizaciones pueden utilizar los diversos modos de formación digital como un método para mejorar otras experiencias de aprendizaje.

Dado que la definición de formación digital es tan amplia y las tecnologías cambian todo el tiempo, puede ser un desafío mantenerse actualizado con todas las experiencias de aprendizaje digital disponibles. Entonces, ¿por dónde empezar? Te mostramos cinco experiencias de formación digital que las organizaciones querrán aplicar en sus programas de formación y desarrollo.

Formación one to one

Muchas organizaciones consideran las conversaciones one to one simplemente eso, conversaciones. Utilizan las reuniones cara a cara para el intercambio de información. Las reuniones cara a cara pueden ser más, y en realidad,  deberían serlo.

Para aprovechar el aprendizaje durante las conversaciones uno a uno, las empresas deberían capacitar a los gerentes para que pudieran proporcionar conocimientos y habilidades durante estas sesiones. Hay una fórmula para llevar a cabo la conversación:

  1. Introducción del tema.
  2. Comentar la información.
  3. Dar al empleado la oportunidad de practicar.
  4. Hacer un breve resumen.
  5. Concluir la conversación.

Gamificación

Si bien el uso de la palabra “gamificación” ha disminuido, la idea de usar juegos para aprender ha existido durante años. Y es que… ¡Los juegos son divertidos! ¿Y a quién no le gusta divertirse y aprender al mismo tiempo? No hay ninguna regla que diga que el aprendizaje debe ser aburrido.

Aprovecha el poder que los juegos pueden proporcionar al usarlos para reforzar conceptos clave durante y después de la formación. Especialmente si la jerga de la organización o el sector es amplia o pudiera considerarse una terminología aburrida que solo se puede aprender memorizándola. ¡Las organizaciones pueden usar videojuegos como Kahoot para crear cuestionarios y juegos tipo trivial.

Microaprendizaje

El microaprendizaje, que se suele ofrecer en segmentos de menos de cinco minutos, consiste en  presentar un tema en un lapso de tiempo muy corto. No es ideal para todos los temas o habilidades pero, cuando se usa correctamente, puede ser muy efectivo.

Se pueden crear videos de microaprendizaje con cualquier presupuesto y son excelentes tanto para lecciones cortas como para contenido a  la carta. Se pueden poner a disposición de los empleados en una biblioteca de recursos para que puedan consultarlos bajo demanda. Las sesiones de microaprendizaje sobre entrevistas o gestión de desempeño podrían ser útiles para los gerentes que no realizan este tipo de actividades de manera regular.

Massive Open Online Courses (MOOCs)

Estos cursos por ordenador suelen ofrecerlos las principales universidades como Harvard, MIT, Stanford, etc. Por lo general, hay una versión gratuita y una versión de pago que permite al participante hacer exámenes y recibir un certificado de finalización. Las organizaciones pueden comprar cuentas empresariales. Los empleados pueden buscar cursos en línea.

Un MOOC se puede ver como un seminario o taller de desarrollo profesional. Hay programas sobre liderazgo, bienestar, habilidades de comunicación y mucho más. Un MOOC puede ser una forma para que los empleados participen activamente en su propio desarrollo profesional.

Redes Sociales

Sí, las plataformas de redes sociales como LinkedIn, Facebook y Twitter pueden proporcionar oportunidades de aprendizaje gratuitas mediante el uso de artículos, videos en vivo y chats comunitarios.

Una gran ventaja de usar las redes sociales en el aprendizaje es que muchos empleados ya utilizan estas plataformas. No hay costes de instalación reales. Identificar las oportunidades y compartirlas con el personal lleva su tiempo. Ser competente con el uso de hashtags puede ayudar a todos a buscar de manera efectiva en cada sitio.

Experiencias de formación digital: elegir los canales adecuados para tu estrategia de formación

Cada una de estas cinco experiencias de formación digital tiene sus propias ventajas y desventajas. Las redes sociales pueden ser las más rápidas de configurar pero las más difíciles de controlar. Los MOOC ofrecen contenido en profundidad pero también pueden tener un alto coste. Las sesiones de microaprendizaje son cortas y pueden repetirse, por lo que se debe elegir el tema correcto. La gamificación crea un nivel de interés que ayuda con el aprendizaje; sin embargo, hay algunos temas en los que los juegos pueden ser inapropiados. Finalmente, las conversaciones cara a cara proporcionan un alto nivel de personalización a la experiencia de aprendizaje. Es importante asegurarse de que los gerentes no lo usen si otro formato es mejor.

La razón por la que el aprendizaje digital es tan desafiante se debe a que hay que considerar todos estos factores. También es la razón por la cual las organizaciones deberían usarlo con más frecuencia. Es flexible a las necesidades del alumno. Las organizaciones tienen la capacidad de utilizar múltiples actividades de aprendizaje digital y aportar variedad a la estrategia de aprendizaje de la organización.

Y la variedad es importante. Las empresas quieren que los empleados estén entusiasmados con el aprendizaje. Quieren que los empleados sean curiosos. Esto significa crear experiencias de aprendizaje que los empleados deseen tener y en las que quieran participar. Dada la preeminencia de la tecnología en nuestras vidas, también tiene sentido agregar un componente tecnológico a la experiencia de aprendizaje de un empleado.